Postres fríos

ESPRESSO ICEBOX CAKE

En la década de los 50 los icebox cakes se pusieron de moda en Estados Unidos, por lo que no había una cocina americana sin su icebox en la nevera. La historia comienza cuando alrededor de los años 20, la conocida Nabisco de hoy en día, lanza a la venta sus waffers de chocolate. En el paquete incluían la receta de un fácil pastel, que se elaboraba alternando sus galletas con generosas capas de untuosa nata. Solo había que meterlo en la nevera. Así de fácil, sin necesidad de horno.

Desde entonces, las recetas han ido incorporando ingredientes que las han hecho más suculentas y ricas, aunque la idea original siga siendo la misma: alternar capas de galletas o ladyfingers (nuestros bizcochos de soletilla alargados), y distintos tipos de cremas. Las posibilidades son infinitas.

Postres fríos, Rollos / Brazos

ROLLO DE PAVLOVA Y MASCARPONE

He podido hacer este rollo de pavlova unas veinte veces y no he caído en compartirlo con vosotros. Es facilísimo de hacer, y lo mejor de todo es lo poco que se tarda en prepararlo, incluso la crema de relleno podéis hacerla el día antes y dejarla en la nevera. Está delicioso, es muy refrescante, y ahora que se acerca el verano, es un postre ideal. Vais a ser los reyes de las barbacoas esta temporada!

Un buen vaso de limonada fresquita, un trozo de esta maravilla, y a ver quién necesita algo más….

Como curiosidad, aunque ya muchos lo sabréis, la pavlova recibe este nombre tras la visita de la bailarina rusa Anna Pávlova a Oceanía en la década de los años 20. Aún hoy en día australianos y neozelandeses siguen disputándose la creación de este postre en honor de la artista.

Cheesecakes, Postres fríos

COFFEE CHEESECAKE

 

Si creíais haber tomado un buen cheesecake de café, estáis equivocados. Esta tarta está tremenda. Tiene una textura deliciosa, la combinación del queso y el café es la justa, de forma que no se pierde ninguno de los sabores principales. Cuando la hagáis no querréis otra, se va a convertir en una de vuestras favoritas como me ha pasado a mí.

Gracias Donna Hay por esta maravilla!!!

Como siempre digo, cuanto mejor sea la calidad de los ingredientes, mejor será el resultado. Apostad por un buen café ya que uno regularcito puede darle un regusto amargo.

Vamos con la receta!

Cheesecakes, Postres fríos

CHOCOLATE CHEESECAKE

Si os gusta la tarta de queso y el chocolate, esta es vuestra tarta. Con una base de galleta de chocolate también y su textura cremosa, va a resultar muy difícil que solo os comáis un trozo. Es muy sencilla de hacer ya que solo hay que hornear la base, la crema de queso y chocolate se vierte encima y se termina de hacer en la nevera. Para cuando hay algo de prisa viene fenomenal, y si es para regalar, vais a quedar como los reyes del mambo.

Cheesecakes, Postres fríos

CHEESECAKE DE LIMÓN

Hace unos días estaba viendo a Donna Hay en Canal Cocina cuando recordé que tenía varias recetas de ella pendientes de hacer. Eché un vistazo rápido, y esta tarta de limón me pareció perfecta porque aunque hay que encender el horno, se prepara sin muchas complicaciones y el resultado es espectacular. La acidez del limón es la justa y el queso ricotta le aporta una jugosidad increíble. He probado muchas de este tipo, pero os puedo asegurar que como esta ninguna. ¡Y qué decir de la base de galleta…! Os animo encarecidamente a que la hagáis porque no tiene competidora alguna.

Deseo que vuestro verano esté siendo bueno. A los que ya estéis de vuelta espero que hayáis podido desconectar y olvidaros del reloj, y a los que no os habéis ido aún (como yo), que lo paséis genial y lo disfrutéis sin prisas. Ya habrá tiempo de volver a vivir pendientes del reloj…

Pero vamos con esta maravilla de queso y limón….

Bebidas, Postres fríos

BATIDO DE CHOCOLATE & MARSHMALLOWS

Hace muy poquito vi en la web de Martha Stewart un batido de S´mores que hipnotizaba solo con mirarlo. Era la adaptación del conocido mini sándwich americano a un energético batido. Yo he cambiado algunas cositas porque no me gustan las nubes (si, puedo comerme 3/4 de kilo de chuches sin respirar, pero las nubes no las soporto). Solo las he usado en los batidos como decoración. Aún así os cuento también como prepararlo si os gustan.

Con este calor y la pereza que da meterse en la cocina, esta es la merienda ideal. En 20 minutos estarán listos!

Postres fríos

POLOS DE MORAS & YOGUR

Aquí estoy derritiéndome al igual que los polos que veis en las fotos. Puedo prometer que salen perfectamente bien (véase la foto de debajo a la izquierda), y que lo que aparece en el plato es consecuencia de los 87ºC a los que estaba la habitación donde hice las fotos. Creo que ha sido una de las sesiones de fotos que más guerra me ha dado. Toda mi admiración a los fotógrafos profesionales y demás blogueros que tienen  que trabajar con helados…Si veis que repito con alguna otra receta similar, ya sabéis, o se me ha ido la cabeza, o estaré publicando desde Reykjavík.

Después del desahogo, os diré que son facilísimos de hacer y en un pis pás los tendréis enfriando en el congelador. Están muy buenos, y si conseguís moras silvestres como tuve la suerte de hacer yo, más buenos estarán aún. Solo necesitaréis tres ingredientes, ¿qué más se puede pedir?

Alergias / Intolerancias alimentarias, Cheesecakes, Postres fríos

FALSO CHEESECAKE DE ARÁNDANOS (VEGANO Y SIN GLUTEN)

Este “falso” cheesecake os va a encantar. Tengo un poco abandonadas las recetas para todos los que sufrís algún tipo de alergia o intolerancia, así que le he puesto remedio. Perfecta para todos los que seáis veganos o aquellos que sin serlo, no podáis tomar gluten, huevos o lácteos. ¿Qué más se puede pedir? Siento que en esta ocasión los alérgicos a los frutos secos tengáis que tener especial cuidado porque lleva anacardos y nueces pecanas.

La base crujiente se consigue con los anacardos y algunas cosas más que averiguaréis leyendo la receta…¿he dicho que tampoco hace falta encender el horno?…Id buscando los ingredientes…!

Cheesecakes, Postres fríos, Tartaletas

MINI CHEESECAKES DE RICOTTA

Cuando me fui a comprar ricotta me costó dar con él. Pero bueno!!, ¿qué pasa con este queso?. En un puesto  de la plaza de abastos me dijeron que no tenían pero que me recomendaban el queso Payoyo…(Ole ahí ese tendero con arte!….), le di las gracias y me marché lógicamente. Al final, en un super muy pequeño lo encontré junto al queso fresco. Lo he comido muchas veces con pasta y no sabía muy bien que diferencia tiene con el requesón. Se parecen muchísimo, pero al parecer el requesón no se puede considerar queso, porque se consigue con el suero de leche que sobra de la elaboración de otros quesos, dejándolo fermentar y añadiéndole bacterias (de las buenas!).

Ambos son de textura granulosa, y sabor neutro (dicen que el queso ricotta es algo más dulce y menos húmedo), pero muy aptos los dos para recetas que requieran más textura que sabor (porque para sabor ya tenemos el maravilloso queso curado de oveja de Zamora del que me declaro fan y enamorada total).

Estos cheesecakes son muy fáciles de preparar porque se hacen en una bandeja de magdalenas o cupcakes y quedan así de perfectos. La mezcla de limón y queso es un éxito ya seguro al que el toque de lemon curd lo mejora aún más.

Ideales para cuando tengáis invitados en casa porque es el bocado perfecto tras una gran comida o cena.

Postres fríos

VASOS SELVA NEGRA

Probablemente si un pastelero leyera esto se llevaría las manos a la cabeza (o al delantal 😉 ). Una selva negra de verdad o Schwarzwälder Kirschtorte, es una riquísima combinación de bizcochos de cacao bañados con licor de Kirsch, cerezas y nata. El licor (o aguardiente más bien) de kirsch se obtiene a partir de cerezas. No debe confundirse con un licor de cerezas ya que se destila y no se macera como la mayoría de los licores, con lo que su contenido de alcohol es mayor. Su origen es germánico, concretamente de la zona de Baden-Württemberg, aunque cabe destacar que desde el Valle del Jerte lo elaboran también e incluso lo exportan a Alemania.

Esta versión rápida es para cuando tengáis el antojo y os falte tiempo, o simplemente porque haga calor y no os apetezca encender el horno.